Menu
stage img
  • Noticias de SwissCommunity

Mejor movilidad que emigración

23.05.2016 – Monika Uwer-Zürcher

Más de 760 000 suizos y suizas viven actualmente en el extranjero. Hemos elegido a una: Annemarie Tromp, médica, miembro del Consejo de los Suizos en el Extranjero y residente en Hamburgo.

“Ojos que no ven, corazón que no siente” –en Suiza no se tiene muy en cuenta a los suizos que viven en el extranjero”–. De ello está muy convencida Annemarie Tromp, originaria de la ciudad de Berna y residente en Hamburgo desde hace más de siete años. También piensa que la Organización de los Suizos en el Extranjero es ampliamente desconocida en Suiza. A sus 34 años, esta médica que está especializándose para ser anestesista, es una de las más jóvenes entre los miembros del Consejo de los Suizos en el Extranjero y espera que los festejos del centenario de la OSE sirvan para dar mayor difusión a la existencia de la Quinta Suiza.

“Mucha gente no ha tomado nota todavía de que la emigración ha cambiado radicalmente en los últimos años”, dice. “No somos emigrantes en el sentido tradicional, como los que emigraban hasta la mitad del siglo pasado”. Annemarie Tromp prefiere utilizar la expresión “suizos móviles” a llamarlos emigrantes. “Y es que muy a menudo regresamos”.

Annemarie Tromp llegó a Hamburgo para realizar unas prácticas de tres meses durante sus estudios de medicina. Fue una casualidad. En realidad quería conocer algo completamente distinto, quizá trabajar en otro continente. Pero a su hermano le encantaba Hamburgo y la convenció de que hiciera allí sus prácticas –en parte porque le convenía a él mismo–.

La ciudad portuaria fascinó a esta dinámica joven. Cuando terminó sus estudios en Suiza lo tenía muy claro: “Quiero vivir en Hamburgo”. Encontrar una vivienda resultó un auténtico desafío. Por eso se puso en contacto con Vreni Stebner, entonces Presidenta de la asociación suiza “Helvetia” en Hamburgo. “Y aunque ella no me pudo ayudar, me invitó a la tertulia de la asociación”. Allí, varios compatriotas mayores le contaron las peripecias de su propia emigración. “En comparación, mi emigración fue relativamene poco espectacular, porque aunque tuve que hacer muchísimos trámites administrativos, el reconocimiento de mi título universitario no supuso ningún problema, gracias a los convenios bilaterales entre Suiza y la UE”. Entretanto se ha integrado tan bien en la asociación “Helvetia” de Hamburgo, que en 2015 fue elegida Presidenta de esta agrupación.

Se dificulta el retorno por la falta de seguro AVS/AHV

“Algo muy triste para nosotros, los suizos móviles, es que nos quitaron la posibilidad de cotizar voluntariamente al seguro AVS/AHV”, dice refiriéndose a los problemas actuales. Arquitectos e ingenieros suizos construyeron en el mundo entero casas o puentes. Científicos suizos llevaron a cabo investigaciones en universidades extranjeras. Sin embargo, tras doce o quince años en el extranjero se percataron consternados de que sería muy difícil para ellos volver a Suiza, por faltarles varios años de cotización. Annemarie Tromp opina que también para Suiza esto constituye una pérdida sustancial, porque nuestro país se priva así del potencial de sus compatriotas que viven en el extranjero.

Cuando les cuenta a sus amigos en Berna que es miembro del Consejo de los Suizos en el Extranjero, le preguntan de qué se trata; e incluso le parece increíble que ella misma no supiera, hasta el año de 2012, que existía la OSE. De hecho se enteró de su existencia en Hamburgo, pese a que como hija de un político bernés siempre pensó que estaba muy al tanto de la política.

Cuándo y si Annemarie Tromp volverá a Suiza con su familia, no está claro. Por lo pronto disfruta el lujo de la juventud. Cada dos meses vuelve con su familia a Berna. “De vez en cuando necesito ver las montañas”, explica. Y con sus dos hijas, aún pequeñas, habla naturalmente dialecto bernés.

Monika Uwer-Zürcher es redactora regional de “Panorama Suizo” en Alemania

imagen  “Mi emigración fue relativamente poco espectacular”: Annemarie Tromp en Hamburgo.

top