Menu
  • Política

Un Mister Europa alpinista

04.11.2015 – Jürg Müller

Él es quien se encarga de sacar las castañas del fuego en Bruselas: el Secretario de Estado Jacques de Watteville es, desde agosto, jefe de las negociaciones con la UE.

En el Foro St. Peter de Credit-Suisse dominan los trajes oscuros – como expresión del discreto encanto del gremio de los banqueros. A primeras horas de una tarde de septiembre se celebra la Asamblea General de la Asociación de Bancos de Zúrich en pleno distrito bancario. El ponente principal es Jacques de Watteville, desde 2013 Secretario de Estado para Asuntos Financieros Internacionales, que presenta una visión de conjunto de la diplomacia financiera helvética, y muestra lo que se ha logrado y dónde hay complejos asuntos por resolver. Los banqueros hacen preguntas críticas, incluso muy críticas, sobre el acuerdo Fatca, el intercambio automático de información, y surge el tema de los datos bancarios robados. De Watteville está “en su salsa”: informa con soltura pero totalmente concentrado y con una extraordinaria precisión, siempre sonriente, incluso a veces con un cierto toque de humor. Es un hombre que no pierde fácilmente los estribos, alguien que sabe devolver elegantemente la pelota en el momento oportuno al campo del que pregunta, y que no sólo conoce los temas a grandes rasgos, sino que está perfectamene familiarizado con los detalles de sus expedientes.

Esperanzado jefe de negociaciones

En el futuro necesitará aún más estas aptitudes que hasta ahora, así como su agudo espíritu analítico, su tenacidad como negociador y su buena forma física. Jacques de Watteville, de 64 años, es un entusiasta montañero que hace esquí de travesía y practica el alpinismo. Ahora también ha coronado profesionalmente una cima en su carrera: en agosto, el Consejo Federal nombró a este excelente diplomático alto, delgado y muy cordial en su trato personal, Jefe de las Negociaciones con la UE. Y si bien seguirá a la cabeza de la Secretaría de Estado para Asuntos Financieros Internacionales (SIF), ahora se le ha encomendado asimismo la misión de coordinar las negociaciones con la UE en los siete diversos expedientes abiertos. Pero no sólo se trata de coordinar: “Apoyo a los otros negociadores y, en estrecha colaboración con ellos, impulso la totalidad de las negociaciones con Bruselas, sus prioridades y el calendario”, dice de Watteville.

La meta del Consejo Federal es llegar a un resultado global, pero sólo podremos aproximarnos de verdad a los bilaterales III si logramos encontrar soluciones que satisfagan a todos en torno al acuerdo sobre la libre circulación de personas (véase el artículo sobre la Iniciativa Rasa en esta edición). La pregunta a plantearse es si este expediente extraordinariamente delicado tiene posibilidades de éxito en las negociaciones. Jacques de Watteville se muestra esperanzado ante “Panorama Suizo”: “Al final tiene que haber una solución, porque ni la UE ni Suiza se pueden permitir un fracaso. Los daños serían demasiado elevados para ambas partes.”

Excelente reputación

Los laureles anticipados para Watteville son considerables – también por parte de la UE. Martin Schulz, Presidente del Parlamento Europeo, dijo en septiembre a Radio SRF: “El nuevo Jefe de Negociaciones parece una persona con suficiente experiencia para tender el puente que tenemos que cruzar.” Puede que se trate de cortesía diplomática, pero lo cierto es que Jacques de Watteville goza, según el NZZ “de una excelente reputación en la administración, la diplomacia y la economía”. Este economista de Lausana y jurista doctorado está casado con una siria, tiene tres hijos y cuenta con una carrera diplomática ejemplar: tras sus estudios y una misión en Líbano al servicio del Comité Internacional de la Cruz Roja, ingresó en el cuerpo diplomático en 1982. Fue Asesor Diplomático del Ministro de Asuntos Exteriores Pierre Aubert, después fue Secretario, Consejero de embajada y Embajador, entre otros en Londres, Damasco, Bruselas y Peking. De 1997 a 2003 fue Jefe del Departamento de Economía y Asuntos Financieros del DFAE y, en esta función, negoció con la UE, la OCDE y EE.UU. y contribuyó decisivamente al desarrollo de la política financiera y fiscal internacional de Suiza. De 2007 a 2012 fue Embajador y Jefe de la Misión Suiza ante la UE en Bruselas. Desde que desempeñó ese cargo está considerado un gran conocedor con muy buenas conexiones en el complejo mecanismo de Bruselas.

Jürg Müller Es Redactor De “Panorama Suizo”

top