Menu
stage img
  • Oído

Un aniversario lleno de melódicas sonoridades

23.01.2019 – CHRISTIAN BERZINS

Una vez más, el prestigioso CD vuelve a ocupar el centro de atención: en el corazón de la gigantesca Beijing, Ilona Schmiel, Directora Artística de la Orquesta de la Tonhalle de Zúrich, entrega a la Directora del Festival de Música de la capital china la magnífica caja «Celebrating 150 Years Tonhalle Orchester Zürich». Dos días más tarde, en Shanghái, durante la gira, los 14 CD causan la misma sensación como obsequio para el Cónsul de Suiza.

Por supuesto, no pudieron reproducirse los 150 años en su totalidad, a pesar de que ya había comenzado la era de los discos de goma laca a principios del siglo XX. Por lo tanto, no ha sobrevivido ninguna grabación de Friedrich Hegar, quien fuera el primer director de orquesta de la Tonhalle. Sin embargo, gracias a numerosas grabaciones radiofónicas los amantes de la música clásica pueden estar sentados en el Grosser Saal desde 1942, escuchando a Volkmar Andreae dirigir la 7.a sinfonía de Anton Bruckner; este personaje dirigió la orquesta durante 43 años.

Después del director suizo Erich Schmid, la orquesta se volvió internacional en 1957, bajo la dirección de Hans Rosbaud, y siguió siéndolo con Rudolf Kempe, Gerd Albrecht, Christoph Eschenbach, Hiroshi Wakasugi, Claus Peter Flor, David Zinman y Lionel Bringuier.

En 2014, junto con el joven francés también llega a Zúrich la Directora Artística alemana Ilona Schmiel, quien no deja de cubrir de elogios a la institución orquestal –aunque sabe perfectamente que no es capitana de un fueraborda de última generación, sino de un pesado barco de vapor que tiene más de 150 años–. Uno no se da cuenta de la edad de una orquesta, asevera, pero es fácil percibir cuando siempre se ha estado transmitiendo alta calidad y tradición a las generaciones siguientes: “El orgullo por la propia capacidad, la tradición que perdura y una sonoridad inconfundible.”

Una orquesta tan antigua, prosigue Ilona Schmiel, se caracteriza por la excelsa calidad de su interpretación artística, por la máxima flexibilidad de su repertorio, el dominio de la diversidad estilística, la imborrable huella de sus directores y su apertura hacia los directores invitados.

Por ello, es sumamente emocionante escuchar a través de estos CD a la misma orquesta con veinte directores diferentes, incluso con invitados mundialmente célebres como Bernard Haitink o Lorin Maazel. Es la primera vez que todas las grabaciones pueden oírse en un CD. Las obras van desde Haydn hasta Heinz Holliger: desde 1771 hasta 1995. Con el nombramiento de su director titular, Paavo Järvi, Zúrich puede mirar hacia el futuro. A propósito: ya están previstas las primeras grabaciones en CD de obras de Olivier Messiaen (!).

La Orquesta de la Tonhalle de Zúrich, Celebrating 150 Years, 14 CD, Sony 2018

top